abril 23, 2024 5:15 am


México se ha convertido desde hace más de una década en la ruta migratoria más peligrosa del mundo, donde los migrantes son extorsionados por autoridades y delincuentes, las mujeres son abusadas sexualmente y en donde un porcentaje son secuestrados por cárteles de la droga, en la mayoría de los casos en completa impunidad.
De acuerdo a Rosa Icela Rodríguez, titular de Seguridad (SSPC), informó este martes que el 90% de los secuestros que se registran en el país es en contra de migrantes.
Destacó que el delito de secuestro ha bajado un 79.5% respecto a enero de 2019 al pasar de 161 delitos a 33.
En este contexto, esta el pasado 30 de diciembre fueron secuestrados 31 migrantes en Reynosa, Tamaulipas y fue hasta el presidente de Colombia, Gustavo Petro, informó que había cuatro colombianos entre las víctimas, que el gobierno mexicano empezó a actuar para localizar a los extranjeros.
Cuatro días después fueron rescatados los 30 migrantes que habían sido secuestrados el 30 de diciembre en Reynosa, Tamaulipas, informó el vocero del gobierno de México, Jesús Ramírez Cuevas.
En su cuenta de “X”, el funcionario dio a conocer que el rescate se logró con la coordinación de las fuerzas federales y el gobierno de Tamaulipas.
En Río Bravo, Tamaulipas, el grupo de 31 migrantes secuestrados el pasado 30 de diciembre por un comando armado que los obligó a bajar de un autobús foráneo, fueron localizados este miércoles en Río Bravo, confirmó el Gobierno.
El grupo de extranjeros, entre quienes hay menores de edad, fue localizado luego que sus captores los dejaron en un autobús frente a un centro comercial en esta ciudad fronteriza.
El pasado sábado 30 de diciembre, un autobús foráneo de Grupo Senda No. 9570 habría salido de Nuevo León con rumbo a Matamoros, sin embargo, hizo una escala en la central de autobuses de Reynosa y de allí partió con rumbo a Matamoros. Viajaban un total de 36 pasajeros.

De acuerdo con el operador de la unidad, al pasar la caseta de cobro de Nuevo Progreso, cerca del municipio de Río Bravo, un comando armado formado por cinco camionetas detuvo el autobús y bajó a 31 pasajeros y se los llevó con rumbo desconocido.

Al conocerse la noticia se implementó un operativo de búsqueda de los extranjeros, encabezada por policías de investigación de la Fiscalía General de Justicia del Estado, con el apoyo del Gobierno Federal en coordinación con la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *